9 Enero

“Dios me ama con un amor tan grande, tan perfecto, que es igual a Él, infinito, eterno; porque en Dios no existe la desigualdad. No existen ni el más y ni el menos; todo lo que está en Dios es Dios: grande, inmenso, eterno, infinito como Dios”.

(S. Leonardo Murialdo, Testamento, p. 119)

This post is also available in: Inglés Portugués, Brasil